lunes, 22 de septiembre de 2014

Decidir.

Dificulad tras dificultad...
Decision tras decision....
Y asi transcurre la vida y asi nos vamos desgastando cada dia un poco mas...
Ya que la misma dificultad no cuesta lo mismo a los 20 que a los 40...
Igual que no tomamos el mismo numero de decisiones ni del mismo calibre.
Aunque estamos decidiendo en todo momento, las decisiones que nos cuestan son aquellas en las que nos paramos a pensarlas y cuanto mas nos paramos, mas se alargan y mas cuestan. Podiendo llegar a convertirse en años enquistados, que reaparecen de vez en cuando....
Sera la clave no pensar tanto?
Tan solo mover y ver que pasa...